TECNOLOGÍA INCLUSIVA

Temas

Diferentes campos del conocimiento están vinculados al apoyo que las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) prestan para la autonomía personal de las personas con limitaciones funcionales, sensoriales y cognitivas. Se valorarán positivamente los trabajos de investigación pluridisciplinares sobre accesibilidad, usabilidad y experiencia de usuario. La siguiente lista no trata de ser exhaustiva, pero refleja algunos de los temas que serán parte del DRT4ALL 2013, teniendo en cuenta que, en todos los casos y grupos temáticos, las referencias a tecnologías inclusivas están especialmente focalizadas en la difusión y divulgación del Diseño para Todos y su complementariedad con los Productos de Apoyo. 

Tecnologías y Servicios de Acceso a la Información y la Comunicación.

Interfaces y técnicas para facilitar el acceso a la información de las tecnologías numéricas o tradicionales.

Tecnologías que hagan posible el acceso ubicuo a la información para todas las personas.

Técnicas y desarrollos tecnológicos destinados a la eliminación de barreras de accesibilidad vinculadas a los nuevos productos y servicios basados en tecnologías de la información y la comunicación, tales como ebook, tablet, IP-Tv, etc.

Servicios específicos incluyendo la dimensión sociológica, vida pública y privada, cuestiones de ética, etc.

Técnicas y desarrollos tecnológicos destinados a la mejora de la calidad de vida, impulso de la vida independiente, y mejora de la empleabilidad de las personas con discapacidades cognitivas o intelectuales.

Interacción persona máquina.

Nuevas propuestas que impulsen la accesibilidad y la usabilidad de los productos y servicios TIC para personas de diferentes habilidades y preferencias, en distintos contextos. Se valorará la innovación en metodología, diseño, normalización, multimodalidad, adaptabilidad al usuario y su contexto, disminución de la carga cognitiva de las interfaces,  desarrollo, técnicas de evaluación, arquitectura TIC, metadiseño (entornos que permiten la participación del usuario en el diseño de la solución), avances en la incorporación del usuario en el diseño final, etc., que mejoren la experiencia de usuario.

Productos de Apoyo.

Los productos de apoyo permiten a las personas con limitación funcional realizar tareas que de otra manera no podían efectuar, proporcionando mejoras y/o nuevos métodos de interacción con la tecnología. Constituyen un acercamiento complementario a la Accesibilidad Universal, ya que deben ser compatibles con los productos y servicios TIC y tratar de eliminar las barreras de los diseños de estas tecnologías. En palabras de la Comisión Europea: “La industria necesita incorporar el principio del Diseño para Todos, promoviendo el desarrollo de productos y servicios que cumplan los requisitos del rango más amplio posible de usuarios y usos, así como productos que interactúen, sin fisuras, con los dispositivos de ayuda para apoyar la vida independiente de las personas con discapacidad”.

Un apartado especial tendrán los productos de apoyo orientados a la mejora de la empleabilidad de las personas con discapacidad desde puntos de vista diferentes, tales como los destinados a la capacitación tecnológica del individuo, a la adaptación del puesto de trabajo, o al desarrollo de herramientas tecnológicas para el empleo con apoyo.

Teleasistencia y Telecuidado: Prolongación de la vida activa.

Un cambio del paradigma de los modelos sociales y de salud está impulsando una transición gradual de los servicios basados en hospitales e instituciones hacia los cuidados de atención primaria y en el hogar. Cada vez se hacen más necesarias soluciones que posibiliten el envejecimiento activo, así como la conversión del domicilio en un espacio orientado a la prevención y la vida activa, con todas las garantías al alcance.

Desde el punto de vista de la provisión de apoyo para vida independiente, se pueden proporcionar distintos tipos de servicios: tecnologías de apoyo electrónicas, monitorización personal, gestión de alarmas en el hogar, servicios de comunicación, robótica asistencial, etc. Estos servicios necesitan modelos organizativos y empresariales realistas, integrales y accesibles, en los que se tenga en cuenta adecuadamente a los diferentes interesados.

Hogar Digital y Vida Independiente.

Los Hogares Digitales son considerados como herramientas de accesibilidad, que contribuyen a la mejora de la autonomía personal y la calidad de vida facilitando el acceso a los dispositivos domésticos y a los recursos externos. En los Hogares Inteligentes están implicadas distintas áreas tecnológicas, tales como los sensores, actuadores, transportadores y protocolos, software especializado, arquitecturas y portales de acceso, etc. Uno de los requisitos clave es la integración gradual de los servicios del hogar digital. En esta área, el  trabajo metodológico para el diseño y la valoración de las características de los factores humanos resulta muy necesario.

Robótica para la autonomía personal.

La mejora de la autonomía personal va ligada a la disponibilidad de productos y servicios que suplan los déficits funcionales que cualquier ciudadano puede tener. La evolución de sistemas basados en robots, servomecanismos, control remoto, prótesis, órtesis, exoesqueletos, etc. es un factor clave en la mejora de la autonomía e inclusión social de todos los ciudadanos. En este ámbito se requieren asimismo enfoques novedosos para el desarrollo de interfaces persona-robot efectivos  y eficientes.

Transporte para Todos.

 Los sistemas de transporte son una de las claves para la inclusión de todos los ciudadanos en la sociedad actual. La posibilidad de acceder a los centros de estudio, de trabajo o de ocio mediante transporte público o privado es imprescindible en los modelos de ciudad existentes. Por ello, disponer de tecnologías, productos y servicios de transporte que garanticen la igualdad de oportunidades en su uso es un factor transversal de calidad.

Tecnologías para el aprendizaje y la colaboración accesibles.

Los cambios en los modelos educativos en todos los niveles de la formación, tanto obligatoria como universitaria u ocupacional, están provocando un cambio radical en todos los sistemas TIC destinados a apoyar la enseñanza y el aprendizaje. Tanto profesores como alumnos, pasando por métodos, actividades y materiales, están adaptándose a la incorporación de herramientas tecnológicas y formatos digitales todos ellos cambiantes y en constante evolución. Es un reto fundamental que los conceptos de accesibilidad universal y adaptabilidad estén presentes en todos estos cambios, ya sea en las herramientas tecnológicas, en los formatos de los contenidos o en los servicios.

El otro gran elemento presente no solo en las tecnologías para el aprendizaje sino también en la sociedad en general es la colaboración, que se presentan a los usuarios a través de las Redes Sociales o de herramientas específicas. Son por tanto motivo de atención las técnicas, desarrollos y soluciones que hagan accesibles estas plataformas o herramientas de compartición y cooperación entre usuarios.