SALUD

Día Mundial Contra la Mutilación Genital Femenina

Purity Soinato Oiyie, una chica masai, escapó de la mutilación genital femenina cuando tenía 10 años, ejemplo onu.

En el mundo hay unos 140 millones de mujeres y niñas que sufren las consecuencias de la mutilación genital femenina.

Hoy, 6 de febrero, coincidiendo con la celebración de este día queremos dar a conocer más profundamente esta tortura que se practica en muchos países por cuestiones culturales y/o religiosas. A través de este artículo destacaremos algunas cifras sobrecogedoras sobre esta práctica que viola claramente los derechos humanos de millones de mujeres en distintos países.

¿Qué es la mutilación genital femenina?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) bajo este término se engloba y comprende todos los procedimientos que, de forma intencional o por motivos no médicos, alteran o lesionan los órganos genitales femeninos.

¿Qué procedimientos existen para llevar a cabo la práctica?

La mutilación genital femenina se puede llevar a cabo mediante los siguientes procedimientos:

  • Clitoridectomía: consiste  resección parcial o total del clítoris y, en una minoría escasa, solo del prepucio (pliegue de piel que rodea el clítoris).
  • Excisión: resección parcial o total del clítoris y los labios menores, con o sin excisión de los labios mayores.
  • Infibulación: estrechamiento de la abertura vaginal para crear un sello mediante el corte y la recolocación de los labios menores o mayores, con o sin resección del clítoris.
  • Otros: todos los demás procedimientos que dañan los genitales externos con fines no médicos, tales como la perforación, incisión, raspado o cauterización de la zona genital.

¿Qué personas constituyen la población de riesgo de esta práctica?

Se considera población de riesgo aquellas personas que tienen una mayor probabilidad de que se les practique la mutilación. En este sentido, la mutilación genital femenina se practica la mayoría de los casos durante la infancia en algún período entre la lactancia y los 15 años. Sólo excepcionalmente se practica a lo largo de la vida adulta. Esta práctica es más habitual en las zonas occidental, oriental y nororiental de África, en algunos países de Asia y del Oriente Medio.

cartel tolerancia cero con la mutilación genial femenina¿Qué riesgos conlleva para la salud?

Algo fundamental a destacar es que la mutilación no aporta bajo ninguna circunstancia algún beneficio para la salud de la persona mutilada. Todo lo contrario, a lo largo de la vida está persona puede desarrollar serios problemas de salud entre los que cabe destacar los siguientes:

  • En primer lugar, dentro de las complicaciones inmediatas se pueden dar: el dolor intenso, choque, hemorragia, tétanos, sepsis, retención de orina, llagas abiertas en la región genital y lesiones de los tejidos genitales vecinos.
  • En segundo lugar, entre las consecuencias a más largo plazo nos encontramos con: esterilidad, infecciones de orina y/o vesícula, aumento de la probabilidad de muerte de un recién nacido o de las complicaciones en el momento del parto, nuevas intervenciones quirúrgicas para poner remedio a distintas complicaciones, quistes, esterilidad etc...

Llegados a este punto y vistas sólo algunas de las consecuencias que pueden acarrear la mutilación cabe preguntarse: ¿Por qué se sigue practicando? ¿Cuáles son las motivaciones para mantener esta aberración contra los derechos de las personas?

Aunque normalmente los que la realizan alegan motivos religiosos. Ninguna religión, recogen en sus libros sagrados esta práctica. Ahora bien, muchas veces es difícil terminar con costumbres y tradiciones centenarias a pesar de las muchas razones. Lo más habitual, es que la práctica tiende a perpetuarse por la presión social que reciben las personas para adaptarse a ella.

La mutilación genital femenina suele considerarse parte necesaria para la buena crianza de las niñas en muchas culturas.

Asimismo, entre otras muchas argumentaciones destaca el hecho de que " salvaguarda" a las mujeres de cometer actos sexuales "ilícitos" (fuera del matrimonio).

La verdad es que los datos a que se recoge ponen de manifiesto una necesidad urgente de terminar de una vez por todas con esta violación  de los derechos de las niñas y mujeres de todo el mundo. Por este mismo motivo, no es de extrañar que la comunidad internacional haya redoblado esfuerzos desde 1997 con la toma de distintas medidas, entre las que destacan las siguientes:

  • En 2008 se publicó una declaración promovida por la OMS que recibe  para la promoción de las actividades para el abandono de la mutilación genital femenina.
  • En 2010, la OMS publicó en colaboración con otros organismos de las Naciones Unidas y organizaciones internacionales una estrategia mundial para acabar con las mutilaciones genitales femeninas practicadas por dispensadores de atención de salud (Global strategy to stop health care providers from performing female genital mutilation).

Desde Discapnet, queremos animar a todos nuestros lectores a que promuevan el rechazo de esta violación de los derechos humanos.

Fuente consultada la OMS y ONU.