SALUD

Virus del Nilo Occidental

Descripción

Es una enfermedad transmitida por la picadura de un mosquito portador del virus, que puede producir diferentes cuadros, que van desde un proceso gripal hasta una afectación neurológica severa.

Esta relacionado estrechamente con el virus de la encefalitis de St. Louis (SLE) que a veces es un problema en Florida (USA). Se tiene constancia por primera vez del Virus de Nilo Occidental (en adelante VNO) en 1937, infectando a una mujer en la provincia del Nilo Occidental de Uganda, en África Central. Epidemias de VNO han ocurrido en Israel, Francia, Sudáfrica, y Rumania. Fué documentado por primera vez en los Estados Unidos en la ciudad de New York durante una epidemia en 1999.Larva del mosquito transmisor del Virus del Nilo Occidental

Es importante recordar que no todos los mosquitos están infectados, y que no todas las personas que son picadas por un mosquito infectado contraerán el virus. Y si bien los niños pueden infectarse con el Virus del Nilo Occidental, rara vez se enferman gravemente.

Causas, incidencia y factores de riesgo

El VNO es un arbovirus, del genero flavivirus. Es originario del norte de África, pero en la actualidad se ha extendido a todo el mundo. El hombre es infectado a partir de la picadura de un mosquito portador. Otros animales, fundamentalmente las aves, hacen de reservorio del virus y permiten que la enfermedad se perpetúe.

El pico de máxima incidencia de la enfermedad es a finales de agosto y principios de septiembre. El riesgo de padecerla disminuye entonces a medida que el clima se vuelve más frío y los mosquitos comienzan a extinguirse.

Aunque muchas personas son picadas por los mosquitos portadores del virus del Nilo Occidental, la mayoría no saben que han estado expuestas. Pocas personas desarrollan formas severas de la enfermedad e incluso ni siquiera notan en absoluto ningún síntoma. No se conoce exactamente la incidencia de la enfermedad, por lo que es difícil de calcular el riesgo de padecer una forma grave de la misma. Se estima que 1 de cada 5 infectados desarrolla fiebre, y tan solo 1 de cada 150 tiene afectación neurológica.

Los posibles factores de riesgo para el desarrollo de un tipo más severo de la enfermedad incluyen los siguientes:

  • Afecciones que debiliten el sistema inmunitario, tales como VIH, trasplante de órganos y quimioterapia reciente
  • Embarazo
  • Edad avanzada

El VNO también se puede diseminar por medio de las transfusiones de sangre y trasplante de órganos. Es posible también que una madre infectada le transmita el virus a su hijo por medio de la leche materna.

Síntomas

El periodo de incubación en humanos, va de 2 a 14 días. La mayoría de los infectados no llega a desarrollar la enfermedad. La forma leve de la infección simula un cuadro gripal, con los siguientes síntomas:

  • Fiebre
  • Dolor de cabeza
  • Dolor de espalda
  • Dolores musculares
  • Falta de apetito
  • Irritación en la garganta
  • Náuseas
  • Vómitos
  • Dolor abdominal
  • Diarrea

En los casos de enfermedad más severa, se produce afectación del sistema nervioso central, ya sea en forma de Encefalitis, Meningitis o meningoencefalitis. Los síntomas son variables en cada caso, los más frecuentes y prácticamente constantes son una fiebre muy alta con rigidez cervical y alteraciones del nivel de conciencia (desde confusión y somnolencia hasta el coma). A estos pueden añadirse:

  • Crisis epilépticas, convulsiones
  • Entumecimiento y parálisis
  • Afectación de pares craneales: parálisis faciales, alteraciones en la movilidad ocular.
  • Debilidad muscular
  • Temblores
  • Pérdida del conocimiento.

La recuperación de la clínica neurológica puede no ser completa, dejando importantes secuelas. La infección por el VNO también puede producir un exantema cutáneo y afectación de otros órganos, como el hígado, pulmones o el páncreas.

Diagnóstico

Los signos de la infección por el Virus del Nilo Occidental son similares a los de otras infecciones virales y no hay nada que se pueda encontrar en un examen físico para diagnosticar la infección por dicho virus. La infección se diagnóstica mediante la detección por exámenes serológicos de sangre y líquido cefalorraquídeo (LCR, obtenido mediante punción lumbar). Estos detectan anticuerpos formados contra el virus. Otras pruebas que pueden ayudar al diagnóstico son:

  • Analítica sanguínea completa ( hemograma, bioquímica).
  • Una punción lumbar análisis bioquímico de LCR (glucosa en el LCR y conteo celular en LCR.
  • Resonancia magnética nuclear del cráneo (IRM)

Tratamiento

Puesto que se trata de una infección originada por un virus, los antibióticos no surtirán efecto para tratarla. Las personas afectadas suelen requerir el ingreso en un hospital para administrarles el llamado tratamiento de soporte. Hoy por hoy, no contamos con una vacuna para este virus. Están en marcha estudios de investigación para encontrar el modo de inmunizar a la gente frente a la infección por el VNO.

Prevención

La mejor forma de prevenir la infección es evitar las picaduras de los mosquitos. Para ello:

  • Reduzca al mínimo su tiempo al aire libre entre la noche y el amanecer.
  • Use camisas de manga larga y pantalones largos.
  • Evite usar ropa de colores oscuros.
  • Evite usar perfumes y lociones de cuerpo.
  • Utilice repelentes de mosquitos con DEET (nombre químico N, N-diethyl-meta-toluamide).

Recursos

Volver a Enfermedades endémicas

Tipo de enfermedad: