SALUD

Escoliosis

Descripción:

La escoliosis es la desviación lateral de la columna vertebral. Siempre existe una curva primaria o inicial y, como mecanismo compensador para poder mantener la postura erecta, aparece una curva secundaria o compensadora.

Las escoliosis graves son las llamadas verdaderas o estructuradas, en las que existe siempre una rotación (giro) de una o más vértebras, acompañadas de inclinación lateral de la vértebra rotada, que es la que produce la aparición de la escoliosis.

La cifosis es una incurvación de la columna hacia adelante, con una concavidad anterior. Se consideran patológicas aquellas que superan los 40º en la región dorsal y todas aquellas que aparezcan en la región cervical o lumbar, donde normalmente debe existir una lordosis fisiológica (una curvatura normal inversa, de concavidad posterior).

La actitud característica del niño o adulto con cifosis, es echado hacia adelante, actitud que aumenta y se hace más visible cuando realiza una flexión ventral del tronco.

La lordosis es una incurvación de la columna hacia atrás, de concavidad posterior. De modo fisiológico (en condiciones normales) existe una lordosis en la columna cervical y lumbar. Si se exagera esta postura normal, en estas dos regiones anatómicas, se origina una hiperlordosis que producirá dolor y contracturas musculares. Esto sucede de manera habitual durante la gestación, donde se produce progresivo cambio en la estática lumbar conforme aumenta el peso de la mujer embarazado.

Subir al menú

Síntomas:

Las escoliosis nunca producen dolor ni limitación de la movilidad, y si se asocian a dolor hay que buscarle la causa (tumoración vertebral, espondilolistesis, etc.).

Subir al menú

¿Qué le preguntará su médico?:

Más frecuentemente se observan las escoliosis no estructuradas o actitudes escolióticas, en las que no existe una rotación vertebral y la desviación de la columna es “falsa”. Se trata de una falsa escoliosis en el sentido de que lo que existe es una mala posición de la columna, bien postural (por un mal hábito al sentarse o al trabajar), bien porque exista un acortamiento de una pierna (inclinándose la pelvis hacia el miembro más corto), bien por una deficiencia muscular en un lado de la columna, etc.. En ninguno de estos casos existe rotación de vértebra alguna, que es la alteración que realmente define las escoliosis.

Las cifosis pueden deberse a malformaciones congénitas, infecciones o inflamaciones de los cuerpos vertebrales, osteoporosis, etc.

Subir al menú

Diagnóstico:

Si se observa desnudo a un paciente con escoliosis verdadera, se observa una dismetría (desnivel) en todas las estructuras de la espalda: una escápula sobresale más que otra, el pliegue glúteo se desplaza del centro de la espalda y una espina ilíaca y un hombro se observan más altos que los del lado contrario.

Es muy sencillo apreciar una desviación de la columna vertebral por la sencilla técnica de suspender una plomada desde el centro del cuello por la espalda del paciente. Pero cuando se quiere cuantificar con precisión la gravedad de una desviación de columna, se puede medir el ángulo de escoliosis mediante el método de Cobb. Esta medición es importante ya que condiciona la actitud a tomar con el paciente.

Subir al menú

Prevención:

La natación es el mejor ejercicio posible para mantener la musculatura de la columna vertebral potente, y ayuda extraordinariamente a corregir las actitudes escolióticas.

Subir al menú

Tratamiento:

Escoliosis:

Fotografía de médico escribiendoEn general se es conservador, dejando a su libre evolución al paciente, si este ángulo es menor de 10º. En tal caso tan sólo se recomiendan unas normas de higiene postural (sentarse y trabajar correctamente) y de fortalecimiento de la musculatura paravertebral (ejercicios físicos), y se reevalúa al paciente cada 3 - 6 meses.

  • Si el ángulo de Cobb es mayor de 40º, algunos médicos optan directamente por la cirugía correctora.
  • Si el ángulo se halla entre 20 - 40º, según la edad del paciente, en ocasiones se espera con medidas conservadoras, y en ocasiones se trata mediante corsés correctores.

Cifosis:

El tratamiento se basa en la aplicación de ortesis correctoras (como el corsé de Milwaukee o el corsé de Boston), en la aplicación de estimulaciones eléctricas a la musculatura para producir un efecto erector de la misma, y sólo si no existe otro remedio, o en el caso de malformaciones congénitas se recurre a la cirugía.

Subir al menú

¿Cuándo debe de acudir al médico?:

Se debe tener en cuenta que los momentos críticos de las escoliosis suceden cuando los niños crecen de manera brusca en poco tiempo, cuando dan los “estirones”. En estos momentos de la vida tienden a empeorar y deben ser vigilados muy de cerca, para decidir lo antes posible la actuación adecuada.

Subir al menú