SALUD

Coma. Alteraciones conciencia

Descripción:

Entendemos por conciencia la capacidad de conocimiento de uno mismo y el ambiente que lo rodea. El grado de conciencia puede variar a lo largo del día desde un estado de hipervigilancia o concentración profunda hasta la inatención o somnolencia.

El coma es un síndrome clínico secundario a la alteración de la conciencia. Se caracteriza por la falta de respuesta del paciente frente a estímulos externos, es decir no puede ser despertado mediante diversos estímulos y no evita ; los estímulos dolorosos. En sí, no es una enfermedad sino la expresión de distintas patologías.

  • La afectación de la conciencia puede tener distintos grados según la intensidad de la misma:
  • Cuando la afectación es ligera hablamos de confusión: el enfermo es incapaz de pensar con claridad y rapidez e incluso puede tener un pensamiento coherente.
  • Cuando el grado de afectación progresa aparece la somnolencia: el enfermo se halla semidormido pero tiene un rápido y fácil despertar frente a estímulos y además se defiende de estímulos dolorosos.
  • En el estupor el paciente solo se despertará con estímulos vigorosos y repetidos y la respuesta serán lentas e incoherentes. La actividad mental y física se halla reducida al mínimo.
  • En el coma el enfermo está como dormido, es incapaz de sentir o despertarse. Cuando este es profundo no hay ningún tipo de respuesta al dolor e inclusive llegan a desaparecer los reflejos pupilares, corneales, faringeos y osteotendinosos.

El último estadio es la muerte cerebral en el que no existe ningún signo de actividad de la corteza cerebral, ni del tronco encefálico y la respiración solamente puede ser mantenida por métodos artificiales. Es debida a una interrupción completa del flujo sanguíneo cerebral y al infarto global del cerebro. Legalmente se le reconoce como estado de muerte y habitualmente se demostrará por:

  • falta de respuesta al ambiente
  • ausencia del reflejo pupilar a la luz
  • ausencia de reflejos corneales y oculovestibulares.
  • apnea (ausencia de respiración).

Subir al menú

Causas y frecuencia de la enfermedad:

Causas del coma:

  • Neurológicas:
    • hemorragia cerebral
    • infarto cerebral extenso.
    • hematoma epidural y subdural
    • tumor cerebral o abceso cerebral
    • hemorragia cerebelosa
    • tumor, infarto o abceso cerebeloso
    • meningitis y encefalitis
    • epilepsia
  • Metabólicas:
    • descompensación de la diabetes ( hipoglucemia o hiperglucemia)
    • encefalopatía hepática
    • trastornos de los iones ; (calcio, sodio)
  • Hipóxicas:
    • insuficiencia respiratoria crónica
    • insuficiencia cardiaca
    • anemia intensa
    • encefalopatía por hipertensión
  • Tóxicas:
    • intoxicación por monóxido de carbono
    • intoxicación por fármacos (barbitúricos y opiáceos)
    • intoxicación por fármacos (barbitúricos y opiáceos)
    • alcohol
    • metales pesados
  • Físicos:
    • golpe de calor
    • hipotermia
  • Carencial:
    • encefalopatía de Wernicke (en alcohólicos)

Subir al menú

Diagnóstico:

Los médicos utilizan un sistema de puntuación conocido como Escala de Glasgow, para medir la profundidad de la afectación del nivel de conciencia de los pacientes. Cuando la suma de los puntos correspondientes a todos los items está por debajo de 10 puntos, indica un estado de mucha gravedad

Escala de Glasgow

  • Apertura de los ojos
    • espontánea 4
    • a la voz 3
    • al dolor 2
    • nula 1
  • Respuesta a estímulos
    • Obedece 6
    • Localiza 5
    • Retira 4
    • Respuesta flexora 3
    • Respuesta extensora 2
    • Nula 1
  • Respuesta verbal
    • Orientado 5
    • Confuso 4
    • Inadecuado 3
    • Incomprensible 2
    • Nulo 1

El diagnóstico de la causa de un coma, es frecuentemente un problema complejo para los médicos, toda vez que no se puede obtener ninguna información verbal del paciente. Por ello, será de vital importancia recoger toda posible información de familiares y testigos sobre enfermedades asociadas, como diabetes, enfermedad renal o hepática, abuso de drogas, traumatismos craneales recientes, etc.

La forma del inicio es también muy orientativa, si fue brusca (hemorragia, embolia, intoxicación) o progresiva (tumores, trombosis, etc). La existencia de problemas neurológicos previos y la ingesta de sedantes e hipnóticos son también decisivas para orientar la causa del coma.

Los datos más sobresalientes a explorar en un enfermo comatoso son: postura, nivel de conciencia (escala de Glasgow), existencia de signos meníngeos, reacción de las pupilas, movimientos y posición de los globos oculares, reflejos y movimientos espontáneos. ; Los análisis, radiografía de cráneo, TAC, electroencefalograma y punción lumbar completan el estudio cuando no se ha llegado a un diagnóstico previo.

Subir al menú

Tratamiento:

Se trata de una situación grave en la que lo más importante es el traslado inmediato al hospital. Una vez allí el tratamiento se establecerá en función de la causa del coma. En sentido general, las siguientes actuaciones son las más habitualmente adoptadas: garantizar la vía aérea (intubando si es preciso) y el suministro de oxígeno, intubación y respiración asistida, se descarta hipotensión o shock (que precisarían un tratamiento adecuado), se coloca una ; vía sanguínea para extracciones y administración de sustancias precisas, se determina inmediatamente la glucemia, etc. En caso de que el coma se deba a intoxicaciones, existen antídotos específicos para algunos de ellos: para los opiaceos (heroína), la naloxona, y para los tranquilizantes (benzodiacepinas), el flumazenilo.

Subir al menú